in

La televisión se expande en los oídos

Algunas de las ficciones más populares utilizan el formato ‘podcast’ como complemento

¿Cómo se afrontó el cambio de reparto en The Crown en la tercera temporada? ¿Qué licencias se tomaron en Chernobyl respecto a la tragedia nuclear en la que se basa? ¿Por qué la adaptación televisiva de Watchmen ha puesto en el centro de su trama el tema de la raza? Las respuestas han llegado en forma de podcasts. Y son los propios responsables de las series quienes contestan en ellos.

Que un programa de televisión esté acompañado por un podcast como parte de su estrategia transmedia no es algo nuevo: ya en 2005, la segunda temporada de Perdidos contó con su propio programa de radio oficial producido por la cadena ABC. Pero la coincidencia en el tiempo del auge de este formato y la explosión de las series ha hecho que ambos se den la mano y que cada uno aproveche las ventajas del otro.

Según el estudio Infinite Dial Study 2019 publicado en marzo y realizado por la auditoria Edison Research y la empresa de tecnología Triton Digital, unos 144 millones de estadounidenses consumen podcasts de forma frecuente. Se suele señalar como punto de inflexión el enorme éxito que tuvo el programa de investigación Serial en 2014, todo un fenómeno que logró récords de descargas en EE UU. España es el quinto país del mundo en consumo de podcasts, según el informe Digital News Reports, elaborado por investigadores de la Universidad de Navarra. De acuerdo a un informe de Reuters Institute, el 40% de los internautas españoles escucha podcasts.

«Es un formato flexible, crea y asienta comunidades grandes como la de los espectadores de una serie, permite la hiperespecialización y propicia una escucha íntima y atenta», dice María Jesús Espinosa de los Monteros, directora de Podium Podcast, plataforma de Prisa Radio. «Los de series responden a una demanda muy concreta: ensanchar y profundizar las temáticas de la serie. Dan contexto y ponen el foco en aspectos relevantes y brindan tiempo extra en la relación de los espectadores con la serie», añade.

La estrategia transmedia que amplía la vida de los programas de televisión en otros medios ha seguido diferentes vías. Por un lado, algunas series han usado la ficción sonora para narrar historias paralelas que complementan lo narrado de forma audiovisual. Un ejemplo son los podcasts en los que TVE amplió el universo de El Ministerio del Tiempo narrando las aventuras vividas por los personajes de Rodolfo Sancho y Hugo Silva fuera de pantalla. «Es un formato con poco coste que te permite generar un contenido extra que genera un valor añadido», defiende Alberto Fernández, director del Área de Contenidos Digitales de RTVE. Para Fernández, además, es un tipo de contenido que encaja muy bien con la cada vez más individualizada forma de consumir la ficción televisiva.

Un caso especial es el de En el corredor de la muerte. El periodista de Nacho Carretero, autor del ensayo en el que se basa la serie de Movistar +, aporta su punto de vista en un podcast que profundiza en la realidad del caso de Pablo Ibar, en el que se centra la historia, incluyendo entrevistas al propio Ibar y a sus familiares. “Hacer un podcast de acompañamiento para En el corredor de la muertelo vimos como un apuesta casi natural. Explica muy bien lo que pretendemos con los proyectos transmedia de las series originales de Movistar +: que las historias se sigan desarrollando y viviendo más allá de los capítulos que componen una serie”, dice Miriam Lagoa, responsable de Transmedia de la plataforma.

Otra opción, muy explorada por ficciones anglosajonas, es la que da voz a los creadores, actores y otros partícipes del programa para explicar el origen y proceso de creación. Una especie de traslación sonora de los especiales detrás de las cámaras. El éxito de Chernobyl fue acompañado por la buena acogida del podcast oficial en el que el presentador Peter Sagal entrevistaba a Craig Mazin, creador de la serie. Mazin, a su vez, es ahora quien charla con Damon Lindelof sobre la nueva obra del segundo, Watchmen. La tercera temporada de The Crown ha llegado acompañada de un podcast oficial en el que la presentadora Edith Bowman conversa con el guionista Peter Morgan y otros miembros del equipo de la ficción. BBC lleva tiempo utilizando este formato en Obsessed With, que acompaña a programas tan populares como Peaky Blinders, Killing Eve o Line of Duty.

En el podcast oficial de Outlander, dos de los productores de la serie comentan cada episodio mientras lo ven, siguiendo lo que hacía Ronald D. Moore en el podcast de Battlestar Galactica [Moore es el máximo responsable de las dos series]. Ley y orden: unidad de víctimas especiales, The Good Place o Vikingos también cuentan con espacios radiofónicos que ahondan en sus producciones. Y no solo ficción: programas como Late Night with Seth Meyers, RuPaul’s Drag Race o el concurso de baile de BBC Strictly Come Dancing cuentan con ampliaciones en formato auditivo.

What do you think?

0 points
Upvote Downvote

Comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Loading…

0

Comments

0 comments

‘La casa de papel’ arrasa en los premios Iris

Cooperantes